Las Provincias

Cosas Practicas

¿Quieres ahorrar combustible? Enciende el aire acondicionado

¿Quieres ahorrar combustible? Enciende el aire acondicionado
  • Todos hemos oído alguna vez que estos sistemas aumentan considerablemente el consumo de gasolina. Era un mito

Todos hemos oído alguna vez que llevar el aire acondicionado encendido en el coche hace que éste consuma más gasolina. De hecho, la creencia popular es que gasta muchísimo más combustible.

Pues la verdad es que aunque no es del todo falso, está lejos de ser cierto. El Gobierno de Estados Unidos recoge en su página web algunos consejos para ahorrar gasolina, y desmiente el mito.

Según explican, circular con el aire acondicionado puesto en épocas de calor puede llegar a aumentar el consumo de combustible de nuestro vehículo hasta un 25 %, y en los coches híbridos y eléctricos el aumento puede ser incluso mayor. Hasta aquí todo parece cuadrar.

Pero según reza la página web, conducir con las ventanillas bajadas también puede ayudar a aumentar el gasto en gasolina. Circular con las ventanillas bajadas aumenta la resistencia aerodinámica del coche (resistencia al viento) por lo que el vehículo gasta más energía para abrirse paso a través del aire. Aunque el efecto puede ser pequeño a bajas velocidades, aumenta considerablemente cuando circulamos a velocidades más altas.

Entonces, ¿todo es negativo? No. Hay una opción buena para cada circunstancia. Así, lo más óptimo es circular con las ventanillas bajadas cuando vayamos por ciudad o a baja velocidad, y poner el aire acondicionado cuando conduzcamos con carretera, autovías o simplemente, velocidades más altas.

Otros consejos

En la web, el gobierno estadounidense ofrece algunos consejos para reducir el gasto de combustible en épocas calurosas y es que, aunque pueda parecer contradictorio, el calor puede ser de ayuda para el ahorro de gasolina.

Por ejemplo, el coche alcanza más rápidamente una temperatura eficiente, la temperatura veraniega afecta a la gasolina y hace que ofrezca un poco más de energía, y el aire caliente provoca menos resistencia aerodinámica que el aire frío.

Estos son algunos de los consejos que ofrecen para reducir el consumo de combustible:

Conduce con la ventanillas bajadas a bajas velocidades y pon el aire acondicionado cuando circules a más velocidad.

No utilices el aire acondicionado más de lo necesario, y sobretodo no lo pongas demasiado fuerte. Escoge temperaturas ligeramente superiores a la que necesitas, una temperatura entre 22 y 24 grados es suficiente para enfriar el ambiente.

Intenta aparcar a la sombra. Si no es posible, utiliza un parasol para evitar que la cabina se caliente en exceso.

Conduce con las ventanas abiertas un rato antes de poner el marcha el aire acondicionado. Dejar que el aire caliente salga antes de encenderlo demandará menos esfuerzo al aire acondicionado y ayudará a que el vehículo se enfríe más rápido.

No lo enciendas antes de estar en marcha. La mayoría de aires acondicionados enfrían más cuando el vehículo está en circulación.