Las Provincias
Cosas Practicas

¿Por qué aparecen y cómo evitar que a la ropa le salgan pelotillas?

¿Por qué aparecen y cómo evitar que a la ropa le salgan pelotillas?
/ LP
  • Trucos y consejos

  • Los tejidos sintéticos son más propensos a crear estas pequeñas y molestas 'bolitas'

Con el tiempo y ayuda de la lavadora, a las prendas de ropa les salen esas conocidas 'pelotillas' tan molestas y que hacen que nuestra ropa parezca vieja y usada. A todos nos ha ocurrido alguna vez, y es que lavado tras lavado pequeñas fibras se desprenden de la tela, formando estas pequeñas 'bolitas' que tanto nos esforzamos por evitar.

Los tejidos sintéticos son más propensos a crear estas pelotillas. Esto se debe a que con el tiempo las fibras que se desprenden quedan agarradas al tejido formando estas 'bolitas', mientras que en los tejidos naturales tienden a desprenderse.

¿Cómo saber si hará pelotillas?

Si lo que queremos es saber si una prenda tendrá estas feas bolas en poco tiempo, podemos mirar en la etiqueta buscando los materiales que componen el tejido. Cuanta más mezcla de tejidos, más propensa será la tela a formar pelotillas.

Lo ideal para evitar la aparición de bolitas es que esté fabricada 100% de un solo tejido, aunque una relación 90-10 es aceptable. Además, es importante saber que el poliéster es una mezcla de tejidos, por lo que a mayor presencia del mismo, más propensa será nuestra prenda a la aparición de pelotillas.

¿Cómo reducir su aparición?

Aunque es prácticamente imposible evitarlas, si podemos conseguir reducir considerablemente su presencia así como retrasar su aparición. Aunque no siempre es posible, un buen truco es separar las prendas por tejidos a la hora de meterlas en la lavadora, utilizando para ello diferentes bolsas de tela. Si esto nos resulta imposible o muy engorroso, por lo menos lavar las prendas del revés y no llenar en exceso la lavadora para evitar el roce ayudará a prevenir su aparición.

Utilizar un buen suavizante también ayuda, pues contribuye a mantener las prendas bien hidratadas, logrando que se desprenda la menor cantidad de tejido de las mismas.

Para el caso de la lana hay un truco casero que consiste en meter las prendas antes de estrenarlas en una bolsa de congelación hermética e introducirlas en el congelador hasta congelarlas. Después la retiramos y dejamos que se descongelen, y tras este proceso habremos conseguido retrasar considerablemente el proceso de aparición de las pelotillas.

¿Qué hacer una vez han aparecido?

Si ya ha sucedido lo inevitable y lo que buscamos es una solución para salvar nuestra prenda, aquí van algunas recomendaciones. En algunos comercios podemos adquirir unas pequeñas y económicas máquinas destinadas a eliminar las pelotillas.

Si no nos fiamos de ellas, también podemos optar por un truco casero como es la cinta adhesiva. Colocando un pedazo en las zonas afectadas -muchas veces la aparición de las bolitas no es uniforme, sino que salen antes en lugares con especial roce como hombros debido a las chaquetas o los bolsos-, pegando y despegando la cinta adhesiva tantas veces como sea necesario hasta que hayamos eliminado todas las pelotilas.

Peinar la prenda con un pequeño peine de puas muy juntas también puede ayudar a eliminarlas, siempre teniendo cuidado de no estropear la ropa. De la misma forma, también podemos utiliza una maquinilla de afeitar desechable -reutilizando una que no esté nueva para proteger la prenda- para quitarlas, pasandola de manera suave y estirando bien la tela para no dañarla.