Las Provincias

Cosas Practicas

¿Qué hacer si se rompe una llave dentro de la cerradura?

¿Qué hacer si se rompe una llave dentro de la cerradura?
  • Si la puerta está abierta, sacar la llave atascada será más fácil que si está cerrada

Cuando una llave está vieja o en malas condiciones el riesgo de rotura a la hora de girarla es superior que si la llave el nueva, aunque las llaves pueden romperse en cualquier momento -y probablemente será en el más inoportuno-.

Si la puerta está cerrada

Si al girar una llave se rompe y se queda dentro de la cerradura con la puerta cerrada, sacarla será bastante complicado. Pero si no quieres llamar al cerrajero de urgencia para ahorrarte algo de dinero -pueden costar bastante-, estos trucos pueden ayudarte.

Si tienes suerte y aunque solo sea una pequeña parte de la llave ha quedado fuera de la cerradura, solo necesitarás pedir unos alicates a un vecino y tirar de ella hasta sacarla. Pero si ningún trozo de la llave ha quedado accesible, la tarea será más complicada.

Para ello puedes ayudarte de unas pinzas para depilar (también deberás pedirlas a tu vecino si la llave se rompió antes de que pudieras abrir). Ayudándote de maña y buen pulso deberás agarrar la llave con las pinzas y tirar de ella hasta sacarla. Ten en cuenta que este proceso puede durar un buen rato. Otra opción mucho más sencilla es ayudarse de un imán fuerte, aunque no todo el mundo tiene este tipo de objeto en su casa.

Si no consigues abrir la puerta con ninguno de los trucos anteriores, te verás obligado a llamar a un cerrajero y pagar lo que te pidan para lograr entrar en casa. Asegúrate de que preguntas por las tarifas antes de acceder a que manden a un cerrajero a tu domicilio. Los cerrajeros de urgencia o con servicio 24 horas suelen tener tarifas muy elevadas, por lo que lo mejor es comparar algunos precios antes de decantarte por uno.

Con la puerta abierta

Puede ocurrir que la llave se rompa al girarla pero que hayas conseguido abrir la puerta antes de que ocurriera. En este caso has tenido suerte, ya que solucionarlo será mas sencillo que si la puerta está cerrada. Si la llave se rompió antes de abrir la puerta pero hay alguien dentro que pueda abrirla también será más fácil.

Si la llave ha quedado en posición vertical, lo más sencillo es introducir otra llave por el otro lado para empujar la primera hasta que consigas sacarla. Si parece que cuesta o está enganchada puedes probar a poner algo de aceite lubricante para facilitar la tarea.

Si la llave no ha quedado en posición vertical no saldrá, igual que si está atascada. En este caso puedes desmontar el bombín para sacarla. Esta tarea no es demasiado complicada, solo hay que retirar unos cuantos tornillos, y si tienes problemas seguro que algún vídeo de Youtube puede servirte de guía.

Una vez tengas el bombín desmontado, el siguiente paso será introducir un poco de aceite lubricante e introducir algo fino y largo por el hueco de la llave. Si después de desmontarlo no consigues sacar la llave puedes comprar otro bombín e instalarlo en tu puerta, no es muy complicado y seguro que saldrá más barato.