Guía rápida para que tu viejo portátil deje de ir lento

TECNOLOGÍA

El rápido avance de la tecnología hace que en unos pocos años nuestros dispositivos queden obsoletos y bajen su rendimiento. Estos trucos te ayudarán a evitarlo

C. BENLLOCH

Hoy en día dependemos prácticamente de nuestros dispositivos tecnológicos como ordenadores, tablets o móviles. Son objetos que utilizamos a diario, por lo que necesitamos que funcionen correctamente, pero también son caros. Además, el rápido avance de la tecnología hace que en unos pocos años nuestros dispositivos queden obsoletos y tengamos que plantearnos comprar nuevos.

Esto ocurre especialmente con los ordenadores, sobre todo si los utilizamos para trabajar. Son dispositivos que utilizamos a diario y para muchas cosas, y resulta realmente engorroso cuando comienzan a responder lentamente a nuestras solicitudes. Por suerte hay una serie de modificaciones y trucos fáciles que podemos poner en práctica para mejorar su rendimiento, consiguiendo que nuestro viejo ordenador deje de ir lento.

Añadir un SSD

Añadiendo o cambiando el disco duro de nuestro viejo portátil por un disco duro sólido (SSD) es quizá la forma más efectiva de acelerarlo. Puedes conseguir uno, ya sea para colocarlo internamente, o externo. Notarás la diferencia instantáneamente, ya que el acceso a los datos almacenados en el SSD es mucho más rápido que en los discos duros tradicionales.

Añadir RAM

La RAM te ayudará a darle un extra de velocidad a tu portátil o ordenador de sobremesa. Si tu dispositivo lo permite, puedes ampliarla para conseguir que vaya más rápido y pueda procesar más peticiones a la vez.

Desinstalar programas que no uses

Muchas veces instalamos programas para ocasiones concretas que luego no necesitamos, pero olvidamos eliminarlos. También suele ocurrir que durante un tiempo utilizamos mucho un programa específico, pero poco a poco dejamos de usarlo casi sin darnos cuenta y por ello no pensamos en desinstalarlo. Hacer una limpieza de todo el software que no necesitemos también es una manera de evitar que ralenticen nuestro viejo ordenador o portátil.

Limpia archivos antiguos

Hacer una copia de seguridad es una medida para evitar perder nuestros archivos debido a un problema. Pero al hacerlas, también es una buena ocasión para eliminar aquellos archivos antiguos que ya no abrimos nunca y que están ocupando memoria en nuestro dispositivo, ralentizando su funcionamiento.

Restaurar ajustes de fábrica

Esta es quizá la última opción, ya que al llevarla a cabo perderemos toda la configuración personalizada de nuestro ordenador. Pero si realmente tu dispositivo va muy lento y ya no sabes qué hacer, puedes restablecer los ajustes de fábrica para devolverlo al estado en que estaba cuando lo compraste. Seguirá teniendo el mismo hardware, por lo que no funcionará como uno nuevo con tecnología actualizada, pero seguramente mejorará mucho su rendimiento.

Fotos

Vídeos